En este mes María sale a nuestro encuentro para tomarnos por la mano, para introducirnos en el Secreto de su vida interior y ser de esta manera el modelo y la norma de la nuestra

sábado, 26 de julio de 2014

VOS...


Mis ojos y mi alma se vuelven hoy hacia Vos, Virgen del Carmen: Vos que habéis sido la inspiradora de una gran corriente de profetas, desde Elías hasta el carisma profético de la Santa Iglesia en el Nuevo Testamento; Vos que enseñasteis incluso antes de existir, y fuisteis el modelo de los que creyeron en el Salvador prometido en las Escrituras; Vos que representasteis el apogeo de la esperanza de esos hombres de Dios, porque fuisteis la nube de la cual llovió el Redentor; Vos sois hoy el Arca de la Alianza de la que ha de venir la victoria para el mundo, como lo anunciasteis en Fátima: 

“Por fin, mi Inmaculado Corazón triunfará”

Inundad mi alma, ¡oh Madre!, de la certeza de ese triunfo y de la valentía de permanecer en pie en la derrota, en la adversidad, esperando el día de vuestra gloria. Así sea.

Plinio Corrêa de Oliveira



No hay comentarios:

Publicar un comentario